$0
0
0
Subtotal: $0

No hay productos en el carrito.

$0
0
0
Subtotal: $0

No hay productos en el carrito.

¿Labios agrietados? Lee esto

¿Labios agrietados? Cónoce estos tips

 

El frío, el viento, la lluvia, la calefacción… Todos estos factores hacen que tus labios se sequen, se agrieten y acaben por cortarse. Y por si no fuese suficiente, en esas grietas se acumulan bacterias, por no hablar de lo mal que queda el pintalabios cuando tenemos los labios cortados.

La piel de los labios es muy sensible y siempre está expuesta. El clima frío contribuye a que los labios pierdan sus lubricantes naturales. La deshidratación y la baja producción sebácea son las causantes de que tus labios se vuelvan secos y se agrieten. Por muy chic que quede el toque rosita de unos labios quemados, el siguiente paso es el dolor y sangrado. Así que, si quieres recuperar tus labios carnosos y suaves, toma nota de estos trucos:

 

#1 Si quieres un remedio casero para curar los labios agrietados puedes utilizar miel y vaselina. Debes aplicar una cantidad abundante de miel pura en tus labios y luego recubrirlos con vaselina. Después de 15 minutillos con la mezcla, quita el excedente con la ayuda de un algodón húmedo. También puedes frotar unas gotitas de aceite de coco, almendras, jojoba, oliva, de cacao o mantequilla de karité para hidratar los labios y aliviar su sequedad.

      #2 ¡No te arranques las pieles sueltas! Harás que te sangren los labios. El aloe vera puro es un cicatrizante natural con gran poder curativo que te permitirá reír a carcajadas sin que se abra el labio y sangre.

#3 Si el dolor se hace muy intenso puedes frotar una rodaja de pepino sobre los labios durante 10 minutos todos los días. La miel también alivia las molestias de los labios agrietados. 

#4 Compra manteca de cacao e hidrata tus labios cuando te despiertes y a la hora de acostarte.

#5 Mezcla un poco de aceite de oliva con azúcar y aplica con un algodón de      manera suave sobre la superficie de tus labios.

Otras recomendaciones:

 

·         Bebe mucha agua para mantenerte hidratado y refuerza tu dieta con vitamina A, B y C.

·         Revisa si tu pasta dental o tu jabón te están provocando reacción alérgica.

·         Evita lamer tus labios cuando los sientas resecos.

·         Prescinde de comer productos muy salados; el exceso de alcohol también reseca tus labios.

·         Cuídate del frío, el calor y el viento porque son los peores enemigos de tus labios.

 

@elbarcodelpeluquero

 

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

Entradas Relacionadas

Carrito de compra
Ir arriba